• Home
  • /Blog
  • /Los burgueses de Calais y la intervención de España

Los burgueses de Calais y la intervención de España

Los burgueses de Calais el antónimo de la oligarquía española

Los burgueses de Calais y la intervención de España 1

La crónica verídica de los burgueses de Calais narrada por Jean Froissart en 1347 nos cuenta lo siguiente:

El puerto de Calais, el punto más estrecho del canal de la Mancha y desde el que distan solo 34 hasta Inglaterra, eran un puerto de gran importancia estratégica para Eduardo III de Inglaterra. En la batalla de Crécy el rey Eduardo III sitió la ciudad de Calais sin poder hacerse con la ciudad. Eduardo III estaba tan frustrado con su empresa que decidió dejar morir de hambre a los habitantes de la ciudad con el fin de conseguir su rendición impidiéndoles salir de la ciudad amurallada cortando todas las vías de comunicación.

La maniobra tuvo efecto un mes después cuando agotados casi todos los recursos de agua y alimentos los ciudadanos de Calais permitieron salir de la ciudad a quinientos niños y ancianos esperando que los ingleses cedieran y con el fin de poder seguir resistiendo la toma de la ciudad.

Los ingleses de la mano de su rey Eduardo III impidieron la salida a campo abierto de los 500 acotándolos en un campo y dejándolos morir de hambre justo afuera de los muros de la ciudad. Más tarde la propuesta del  alcalde de la ciudad de Calais de capitulación de la ciudad a cambio de dejar libres a los ciudadanos fue rechazada por el soberbio e indómito rey Eduardo III.

Los burgueses de Calais y la intervención de España 2

Varias consejeros del rey Eduardo, tras reflexionar acerca del tiempo y los gastos en que que estaban incurriendo en el asedio de Calais, le propusieron a su rey lo siguiente:

Respetaremos la vida de los pobladores, ciudadanos de la ciudad, si seis Hombres Notables de la ciudad se rinden ante el rey portando las llaves de la ciudad y vestidos con camisón y con una soga amarrada a sus cuellos.

El alcalde de la ciudad de Calais hizo sonar una campana citándo al pueblo para exponerle las demandas del rey inglés. Al poco tiempo uno de los hombres más ricos de la ciudad, Eustache de Saint-Pierre, se levantó y dijo:

Monsieur, sería una gran desgracia permitir que esta gente muera de hambre si podemos encontrar una alternativa. Estoy convencido de que cumpliría la voluntad de mi Dios si me ofreciera por estas personas y me entregara así como el primero en salir descalzo y con la cabeza descubierta, vestido en camisa y con una soga alrededor de mi cuello y me entregara a la voluntad del rey inglés.

Los burgueses de Calais y la intervención de España 3

Tras esta palabras de Eustache de Saint-Pierre cinco ciudadanos prominentes decieron seguirle: Jacques y Pierre de Wissant, Jean de Vienne, Andrieu d’Andres y Jean d’Aire. El alcalde de la ciudad acompañó a estos seis ciudadanos hasta el campamento inglés donde los entregó al rey Eduardo III quien ordenó que los colgaran de inmediato.

Antes de la ejecución varios caballeros ingleses trataron de iluminar al rey haciéndole ver que el acto de colgarlos no diría nada en favor del rey y su corazón noble. El rey Eduardo III se enfureció aún más al ver que sus consejeros alabavan el heroismo de los burgueses. Finalmente fue la esposa del rey, Felipa de Henao, que estaba en cinta, quien intercedió por los burgueses consiguiendo aplacer la ira del rey. Felipa de Henao les despojó de las sogas, los llevó a sus aposentos ofreciéndoles dinero y ropajes permiténdoles escapar en secreto hacía otras ciudades.

Hasta aquí la crónica de los burgueses de Calais.

  • Se Imaginan por un momento que entregaramos a todos los senadores, parlamentarios, consejeros y asesores de España: 445.000 plus a Angela Merkel a cambio de la no intervención.
  • Se imaginan por un momento que entregamos a los Borbones, incluídos Urdangarines et al a cambio de que no roben más.
  • Se imaginan que entregaramos a todos los directivos de Goldman and Sachs a cambio de una economía de mercado no especulativa e intervenida.
  • Se imaginan que entregaramos a los presidentes de los bancos españoles, ejecutivos del consejo y a los de las Cajas de Ahorro a cambio de la no intervención.
  • Se imaginan que entregaramos a todo el Gobierno Actual y al anterior y al anterior y al anterior a cambio de que nos dejaran vivir en paz y progesar con el trabajo de cada uno.
  • Se imaginan que entregamos a los líderes sindicales a cambio de que no reciban más subvenciones y ayudas y a cambio de que no intervengan más en la creación de desempleo.
  • Se imaginan que entregamos a una gran mayoría de empresarios españoles de boca competiviva grande y de bolsillo salarial pequeño a cambio de que el salario mínimo pase de 600 euros a 1200 euros.

Yo sí que me lo imagino solo que en lugar de ponerles camisones y sogas al cuello les expropiaría todo, capital, casas, cuentas en el extranjero, coches, trajes, acciones, los metería en un trenes nocturnos en literas comunes y se los mandaría a Angela.

Visto lo visto no está nada mal, es más, la propuesta es benévola, vamos, que la propuesta es nacida de un corazón noble como los consejeros del Rey Eduardo III y su esposa Felipa de Henao: en lugar de ahorcarlos, los dejamos libres en casa de la Merkel y que ella los distrubuya como quiera. Total que significa deshacernos de 600.000 sátrapas para salvar a 45.000.000 millones de españoles.

Los burgueses de Calais y la intervención de España 4

Puedes seguir a VCrown en:

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*